16 de febrero de 2019 notifications search
menu
Deportes

Se caen negociaciones entre Orlegi y Unión Laguna

No se concreta la adquisición

AARÓN ARGUIJO / EL SIGLO DE TORREÓN
TORREÓN, COAH, jueves 24 de enero 2019, actualizada 8:35 am

La ilusión que desde días atrás mantenían miles de laguneros aficionados al beisbol, en torno a que la franquicia del Unión Laguna fuera administrada por Grupo Orlegi, el mismo dueño de Santos Laguna, ayer se desvaneció por completo.

Mediante un breve comunicado de prensa, el grupo que preside Alejandro Irarragorri Gutiérrez descartó toda posibilidad de ingresar al beisbol profesional, al dejar en claro que no seguirán con la intención de adquirir la tradicional franquicia lagunera del Rey de los Deportes. Desde días atrás, se había manejado la posibilidad, incluso como un hecho, de que Orlegi Sports adquiriera el equipo propiedad de los hermanos Erik y Juan José Arellano Hernández, sin embargo, este comunicado echa por la borda tal posibilidad, aunque no descarta que Torreón siga siendo sede de un equipo de la Liga Mexicana de Beisbol, durante la temporada 2019.

COMUNICADO OFICIAL

Mediante correo electrónico enviado a los medios de comunicación, así como publicaciones en sus redes sociales, el Grupo Orlegi explicó ayer de manera escueta, que no seguirían adelante con las negociaciones para adquirir la franquicia. "Después de múltiples sesiones de trabajo y analizar todos los escenarios y variables posibles para poder tomar la administración del equipo de béisbol (sic) Unión Laguna, lamentamos informar que no encontramos las condiciones necesarias para seguir adelante con la adquisición", inició el escrito.

"Agradecemos mucho el apoyo de la afición y refrendamos el compromiso con el desarrollo de la región, siempre buscando lograr el éxito deportivo, a través de proyectos socialmente responsables y sustentables", finalizó.

Este comunicado generó de inmediato reacciones en los aficionados laguneros, quienes en su mayoría lamentaron la decisión de Orlegi por no tomar las riendas del equipo Guinda, pues había confianza en que tomando como referencia el buen trabajo realizado con Santos Laguna, al tener éxito deportivo y un complejo futbolístico de primer nivel, eso se podría replicar en el beisbol de la región lagunera.

Fuentes indicaron a El Siglo que la negativa por parte de Grupo Orlegi se debió al tema principal: el económico, pues aunque habían logrado llegar a un arreglo con Grupo ArHe en cuanto al precio de la franquicia, no se pudo finiquitar un acuerdo en relación a los lapsos para realizar los pagos, ni en las aportaciones que Orlegi esperaba por parte de inversores externos. Además, el equipo arrastra una fuerte deuda con diversos proveedores locales y nacionales, lo cual elevó considerablemente el gasto que se debía realizar por parte del comprador, lo que derivó en que se cayeran las negociaciones.

CONTEXTO

En noviembre de 2018, la Liga Mexicana de Beisbol informó que la franquicia de los Algodoneros del Unión Laguna, junto a Aguascalientes, León y Puebla, no participarían en la temporada 2019. Sin embargo, en un sorpresivo movimiento anunciado durante las reuniones invernales, a inicios del mes de diciembre, la LMB se retractó e informó que finalmente la campaña contaría con la participación de 16 franquicias, aunque no dio a conocer las plazas que integrarán el circuito, ni publicaron el calendario de juegos, el cual año con año es presentado durante diciembre.

Erik Arellano, uno de los propietarios de la franquicia de Unión Laguna, declaró que no tienen intención de continuar siendo dueños del equipo y confesó que sostendría reuniones con empresarios de Veracruz y de Torreón para realizar la venta, lo que alimentó los rumores de que La Laguna se quedaría sin beisbol profesional. Sin embargo, el 10 de enero, el propio Arellano declaró a la revista Strikeout que las negociaciones con los veracruzanos no prosperaron y surgió entonces Grupo Orlegi como eventual comprador, admitiendo días después que había interés y estaban evaluando la situación; evaluación que terminó ayer, con el comunicado donde expusieron su negativa a realizar la compra.

¿QUÉ SIGUE?

A 70 días de que se ponga en marcha la temporada 2019 de la Liga Mexicana de Beisbol, los aficionados laguneros se preguntan el destino del equipo Guinda, que sigue siendo propiedad de los hermanos Arellano Hernández. El propio Erik Arellano declaró que en caso de no concretarse la venta con los empresarios laguneros, que ahora sabemos que era Grupo Orlegi, la última opción sería que Grupo ArHe sería el encargado de operar la franquicia durante la temporada 2019, pero que "este año debe haber beisbol en Torreón", aseguró el empresario.

Si el Grupo ArHe desea vender la franquicia, el tiempo está por agotarse para realizar la transacción, en caso de que aún no tengan alguna plática previa con eventuales compradores que residan en la región lagunera. En caso de que sea imposible realizar la venta, serían ellos mismos quienes dirijan los destinos del Unión Laguna, estando latente la posibilidad de que entreguen un equipo como fue el de 2018, repleto de jóvenes y siendo una especie de "sucursal" de los Leones de Yucatán, equipo que abiertamente ha sido declarado "la prioridad" del Grupo ArHe.

70

DÍAS faltan para que empiece la temporada de la Liga Mexicana de Beisbol.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...